miércoles, 29 de agosto de 2012

A ti te gusta beber porque te encanta la sensación de libertad que te otorga el alcohol. Te desinhibes. A mi me gusta beber porque odio la realidad, no la soporto. No soporto la puta realidad... no me gusta beber, debo hacerlo. Debo matar cualquier atisbo de lo que más odio.

martes, 28 de agosto de 2012

bluff

Escribe, vamos. Saca algo de tu cabeza. Que corra la tinta sobre el papel, desangra tus dedos y que manchen cada tecla. Escribe sobre lo que sucedió hace unos mese, cuenta sobre la locura. La locura es un tema interesante, vamos déjate llevar por los temas que tu quieras contar. En el amor, e n e l a m o r. La locura es importante. Solo las personas capaces de llevarme a ese éxtasis de esquizofrenia deberían valer la pena. Va más allá de algo puramente sexual, es mucho mayor que solo un placer carnal. La locura me eriza los pelos, me enrabia y yo... bueno yo, yo soy ira. Ese es mi pecado.

auch

Conecte dos certeros puñetazos, esquive uno y embestí. Un derechazo, una jab y otra vez la derecha. Tres golpes di y solo uno recibí, me noqueo.

lunes, 27 de agosto de 2012

weird

Escupo sangre de vez en cuando y tengo un ojo que reacciona extraño frente a los flashes.

parte 1 de algo estupido

Una vez mencione que jamas pagaría por tener sexo (No cago plata). Pero en pos de que esta huea siga con la actitud punk rocker de escritor y músico comentare la vez que me pagaron una puta (Así si vale). Era un miercoles po', esa fiesta cuica organizada para celebrar a los extranjeros pero que sirve como excusa para tirarse a una gringa. Estaba borracho y avergonzado, con culpa por caer en el juego de un grupo de amigos. Hacerme pasar por brasileño, un brazuca que no habla portugués, no baila samba y es pésimo para la pelota. Me echaron del local porque me puse a pelear con el portero, que culpa tengo yo de ser tan de la tierra y que las cosas me molesten más rápido. Había un viento horrible, y estábamos varados en Cumming. Para entrar en calor compramos una cerveza en un negocio que casualmente estaba abierto y cobrando más caro y caminamos hacia santiago centro, a mi casa, la casa de Polo. Quien conozca el sector sabrá que durante todo ese recorrido esta llena de trabajadoras de la noche. La idea es ser fuerte, más que eso, la idea es tener dos dedos de frente para nunca hacer contacto visual con una o siquiera pensar en pagar para follarse a alguna. Los fuimos, pero la carne es débil y la cabeza ya no pensaba bien. A solo cuadras del destino nos para un viejo con tufo a vino, le respondemos con el tufo de chela. Nos ofrece minas buenas, la mejor calidad, puro filete y no se que más. Estamos en una encrucijada, nadie quiere gastar plata en una hueá así pero el viejo es insistente y nosotros estamos ebrios y calientes. Uno de los tres amigos decide hacer justicia y pagar los 15 mil pesos que nos cobraba por tres mujeres sedientas de almas jóvenes, los que quedamos no aceptamos y vamos a la casa. Pero en el camino el viejo borracho se cruza contra su archirival, el extranjero que conoce mejor que nadie el mundo de las prostitutas y nos ofrece las 3 por 10 mil...

bandas

Puta, quiero tener una banda con un amigo. Guitarra y batería, nada más. Quizás el aullido de un perro (panchito), soñé con la armonía que había que darle. Tengo un par de riffs guardados que le he mostrado a unos amigos y Pablo, el tipo de la bateria, se maneja muy bien con los ritmos. ¿Ahora, quien chucha canta? Entre los dos no hacemos una voz armoniosa, debería dejar de tomar y fumar tanto pero es parte de mi adn. Mi voz es carrasposa, a veces, y por lo general gangosa. Algun tinte grunge de la epoca de covers a pearl jam y stone temple pilots. (Soundagarden no, porque tiene a Chris Cornell que a parte de ser rico canta bien... la zorra. Not. En general soy bastante desordenado, pero tengo una libreta con varios temas. Supongo que así nacen las cosas. Intentare escribir más seguido, hablar solo ayuda bastante. Creo ser el que mejor me entiende.

Esas cosas que dejas tiradas

Lo más fácil era decir que todavía estaban juntos, a pesar que la vida se acababa. La libertad que brindan las vacaciones es corta. Limitada. Ella escapaba del pasado, él no quería mirar el futuro. Lo odias por completo, pero la autodestrucción funcionaba perfecta para los dos. Escenas de sexo con éxtasis, leer poesía y fumar marihuana al ritmo de David Miles. Éramos hermosos, no había nada más que decir. Todo tenía su punto exacto y en el medio estábamos nosotros. Era el ojo de un huracán. Siempre he pensado que somos todos iguales, que bah… en el sentido que todos merecemos exactamente lo mismo. Nadie más, nadie menos. No cagarnos entre nosotros, ¿se entiende? Es un sentido algo anarquista teniendo en cuenta que las sociedades en común funcionan como una pirámide. Una lastima, de verdad. Siempre creí que si todos fuéramos libres, seriamos más felices. Creo que el sida de cierta manera vino a frenar la libertad sexual y termino por escaparse de las manos. Que las leyes que prohíben las drogas existen por el miedo a la apertura, a dejar de ver las cosas de manera horizontal u vertical. Que las religiones y sus dogmas respecto a nuestro comportamiento es miedo, miedo cristalizado. Somos animales, pero animales que piensan. Las personas llevadas por una pasión existen, las que se dejan llevar por un fanatismo también. Me gustan las pasiones, no los fanatismos.- Termine por decir. Me encanta cuando crees que te pones profundo y comienzas a divagar sobre cosas que no tienen sentido respecto a lo que conversamos... te pregunte qué quieres almorzar hoy.- Respondió ella. ¿Es necesario comer? Es decir, obvio que es necesario pero ¿comer a determinadas horas? Me gusta comer cuando tengo hambre, y ahora solo quiero volver a estar adentro tuyo.- y se abalanzo sobre ella. Bueno, existen ciertas reglas. Aunque tú no quieras y para poder follar es necesario que dos partes acepten. Yo, por mi parte, tengo hambre y ahora me voy a bañar para salir. Contigo o sintigo. Tu decides.- y se largo. Me vestí rápidamente y la seguí. … Desperté en la mañana con la certeza de que no podría volver a conciliar el sueño. Ella seguía durmiendo, dibuje con mi dedo sus labios, sus lunares y jugué con su pelo. Hizo una mueca y movió la mano para alejarme y se giro para seguir durmiendo. “No me quiere acá” pensé, me levante, me puse los pantalones y busque en los bolsillos la cajetilla amuñada con el último cigarro. Me acerque a la ventana y fume, fume hasta que me dolió la garganta. Tome un lápiz y comencé a escribir en servilletas pequeñas historias, me aburrí y dibuje sin sentido. No puedo dormir esta noche El insomnio me persigue sin dar tregua Solo quiero cerrar los ojos Si ya no volveremos nunca a nuestro espacio privado, la pequeña selva, la mata de cardúmenes que existía en tu cabellera.

domingo, 26 de agosto de 2012

stfu

Me incendie, demolición, explosión.